Archivo

El presidente del Consejo Regulador de la Denominación de Origen Vinos de Lanzarote hizo balance de su gestión durante 2009-2013

Javier Betancort adelanta que el precio estimado de la malvasía volcánica en la presente vendimia es de 1,80 euros el kilo y de 1,50 el de las restantes variedades

El precio estimado de la malvasía volcánica para este año es de 1,80 euros el kilo frente a los 1,60 euros al que se pagó en 2012, según informó hoy martes Javier Betancort en la presentación de su balance de gestión como presidente del Consejo Regulador de la Denominación de Origen “Vinos de Lanzarote” durante el período 2009-2013. El de las restantes variedades se estima en 1,50 euros, 10 céntimos más que el pasado año.

Betancort destacó la “notable mejoría” de los precios de la uva lanzaroteña desde 2009 -año en el que la malvasía volcánica se pagó a 1,15 euros y a 1,05 euros las restantes variedades-  y atribuyó la misma a las políticas de promoción realizadas durante estos últimos cuatro años por el Consejo Regulador “gracias a las cuales los vinos Denominación de Origen Lanzarote se han posicionado socialmente a  nivel insular y se han abierto nuevos mercados fuera de la Isla, lo que ha beneficiado tanto a las bodegas, grandes y pequeñas, como a los propios viticultores lanzaroteños”.

En ese sentido, el presidente del Consejo Regulador señaló que entre 2009 y 2012 las bodegas lanzaroteñas pasaron de vender un 68% del vino producido en el mercado insular a un 49%, “lo que supone que más de la mitad del producto se está exportando fuera de Lanzarote”. En concreto, el mercado regional “ha pasado de suponer un 27% a un 36%; el mercado peninsular, de un 3% a un 9% y el mercado extranjero, de un 0,67% a un 6%”, indicó.

Destacó por otra parte la Estrategia Vitícola de Lanzarote 2011-14 aprobada por el pleno del Consejo Regulador con el fin de combatir los principales problemas de la viña lanzaroteña “como son la escasa rentabilidad económica de la explotación vitícola y la falta de relevo generacional, con tres líneas estratégicas principales a seguir”.

La primera de ellas se refiere a la postura crítica “abanderada por el Consejo Regulador frente al  Gobierno de Canarias por el agravio comparativo que genera en el reparto de los fondos POSEI frente a otros productos del sector primario canario, así como por el incumplimiento de la cuantía destinada al mantenimiento de la viña, que se logró incrementar hasta alcanzar los 1.650 euros por hectárea”.

En este mismo apartado destacó “la instrumentalización de dos nuevas ayudas para el sector vinícola como son la ayuda para el embotellado y la comercialización exterior de Canarias”, así como “la imposición a partir de 2014 a los vinos no canarios del AIEM”, esperando que la recaudación que obtenga el Gobierno canario por este arbitrio “complemente las ayudas que recibe la viña por el POSEI”.

La segunda línea estratégica a la que aludió fue la de promoción, destacando la solicitud en 2009 del Consejo Regulador de la puesta en marcha de un Plan Estratégico para el Vino de Lanzarote, “que conllevó la creación de la Mesa de Dinamización Enogastronómica y del club de producto Saborea Lanzarote, con el fin de apoyar y posicionar al sector primario de la Isla a través de la organización de eventos enogastronómicos como han sido la Wine Run, Sonidos Líquidos, la   Trendy and Wine o las semanas enogastronómicas, así como de la participación en numerosas ferias”.

En este capítulo también incluyó la solicitud por parte del Consejo Regulador “de figuras jurídicas que den valor añadido a La Geria, así como su respaldo a que este paraje vitivinícola logre el Premio Europeo al Paisaje, sea certificado como Paisaje Cultural ante la Unesco o sea nombrado como Patrimonio de la Humanidad”. Javier Betancort destacó como tercera línea estratégica la presencia del Consejo Regulador en diferentes organizaciones y asociaciones, “desde donde defiende los intereses del sector, como son la Cámara de Comercio de Lanzarote, la Confederación Empresarial de Lanzarote, la Asociación Industrial de Canarias o  la Asociación de Viticultores y Bodegueros de Canarias”, entre otros.

Los comentarios están cerrados.